Sign in to follow this  

Resumen entrevista a Oleg Maddox sobre Battle of Britain


Guest

Desarrollos básicamente rusos.La tendencia hacia un mercado netamente ruso en el desarrollo de simuladores parece bastante claro para SimHQ. Sin embargo, Oleg no lo ve de este modo, y considera que es un periodo puntual, y otros pueden aparecer en cualquier momento para cubrir este tipo de producto. A nuestro parecer, que es el de Ilya, parece obvio que la ventaja que las desarrolladoras rusas están consiguiendo será difícil de igualar por empresas en occidente. Es factible claro, pero la experiencia acumulada es muy grande. Por mucho dinero y personal especializado que se desee hacer intervenir en un nuevo desarrollo, los conocimientos y experiencia acumulados en empresas como la de Oleg Maddox o Eagle Dynamics no se consiguen de un día para otro. El personal no sólo está muy especializado, sino que se trata de gente tremendamente implicada y con unos conocimientos de física e ingeniería enormes.

También es muy interesante el comentario de Ilya, que destaca las circunstancias concretas de la antigua Unión Soviética, que dejaron a muchos expertos en la calle, y que fueron redirigidos a realizar otras tareas, entre ellas, la simulación. Por no hablar, claro, de poseer los mejores pilotos e ingenieros del mundo, aunque naturalmente esa apreciación es bastante personal por parte de Ilya.¿Volverán los dorados noventa?Esta es una pregunta que suelen hacerse algunos aficionados. Los años noventa vieron nacer muchos y grandes simuladores. En opinión de Oleg, esos tiempos no volverán. La industria ha cambiado mucho, y la especialización se ha hecho demasiado grande. Será difícil según su opinión ver más de tres o cuatro simuladores de  alto nivel. Por supuesto compartimos esa opinión, y creemos que es normal que suceda así. Teniendo joyas como DCS: Black Shark, y el aspecto del futuro A-10C para este simulador, así como la forma que va tomando Storm of War: Battle of Britain,  no nos va a preocupar demasiado.El cierre de los estudios Aces.Sin duda lo que más ha sorprendido a Oleg Maddox en este pequeño pero complejo mundo de la simulación es el cierre de los estudios Aces, que eran los responsables del desarrollo de Flight Simulator de Microsoft. Según Oleg, eran líderes indiscutibles en su segmento y con un enorme apoyo de empresas terceras. Piensa también que para esas empresas debe de haber sido un golpe enorme.La desaparición de la competencia.Para Oleg, los estudios que han cerrado lo han hecho porque no han sabido adaptarse a los nuevos tiempos y los nuevos requerimientos en el mundo de la simulación. Bien, puede ser sin duda, pero nosotros creemos que ha habido mucha pérdida de interés y, sobre todo, un importante desvío de dinero y personal a plataformas que dan mucho dinero en poco tiempo. Nos referimos por supuesto a las consolas. Ubi Soft y Electronic Arts pueden ganar por un juego 50 ó 60 euros mientras que dicho juego dura 15-20 horas máximo. Luego pueden sacar otro, y otro, y otro, todos muy similares. Es un negocio redondo, en el que la simulación queda totalmente fuera, ya que un simulador requiere de muchísimo más trabajo y además tiene una vida de años.Aplicar el modelo de negocio de Flight Simulator en Storm of War.Uno de los puntos que nos parece más interesante de la entrevista es la posibilidad de crear un modelo basado en el concepto que tiene, o tenía, Flight Simulator. Así como la saga IL-2 era un producto cerrado, Storm of War se ha hecho desde el principio para que terceras empresas puedan crear material para el simulador, un poco al estilo de empresas como PMDG con Flight Simulator. Sin duda ese concepto es tremendamente interesante, y puede explotar hasta el límite las posibilidades de Storm of War con aviones, escenarios, campañas, etc. Muy interesante también es el comentario de que, ahora que Flight Simulator va a desaparecer, algunas de las empresas que creaban material para el simulador de Microsoft, puedan en el futuro verse atraídas a crear material para Storm of War. Es otro enfoque por supuesto, pero sin duda es muy prometedor, y saber que Oleg y su equipo ya trabajan en herramientas de desarrollo para terceros es una garantía de continuidad y de un éxito mayor del simulador.A la hora de crear nuevos aviones para Storm of War, las herramientas que se proporcionarán permitirán la creación de nuevos elementos, sobre todo aviones por supuesto, sin que 1C: Maddox, la empresa de Oleg, tenga que intervenir. Es decir, se hará igual que ocurre con Flight Simulator o X-Plane. Esos aviones podrán integrarse en el motor del simulador una vez terminados. Se podrán configurar los servidores online para aceptar o no esos añadidos. Si se configuran para que sólo acepten añadidos certificados, los aviones de terceros no podrán ser volados. Es posible también que se publiquen aviones y modelos que permitan conocer a terceros cómo han de desarrollar sus extensiones para el simulador.En nuestra opinión, creemos que será bastante común no permitir aviones de terceros no certificados para volar online. Puede ser bastante caótico. Claro que tener un server con el permiso concedido para volar un Spitfire junto a un X-Wing de la Guerra de las Galaxias puede ser curioso.Modding en IL-2.A la pregunta sobre los mods que están apareciendo para IL-2, Oleg confiesa que algunos le parecen muy interesantes, y que incluso los hay que ofrecen posibilidades que ellos no desarrollaron por falta de tiempo pero que tenían interés en crear. Sin embargo, no es un tema que les ocupe o preocupe actualmente. Realmente lo que están provocando estos mods es que Oleg se plantee lo que han de hacer y no hacer con Storm of War cuando comiencen los desarrollos por parte de terceros. El trabajo en IL-2 está terminado y se están concentrando completamente en Storm of War, simulador en el que muchos aspectos podrán ser modificados. No todos por supuesto, y los aspectos del vuelo online estarán controlados para evitar problemas de versiones, así como partes del código, que no serán open source.En cuanto al sonido se refiere, estos podrán ser fácilmente modificados en Storm of War, siendo ya una práctica habitual en IL-2. De todas formas parece ser que los sonidos originales de Storm of War serán muy buenos, tomados de los aviones reales, no como ocurría en IL-2.Una sorpresa interesante que se llevarán algunos modders de IL-2 es que podrán participar en el proyecto de Storm of War, especialmente aquellos que han demostrado mayores capacidades de trabajo.Aspectos concretos de Storm of War.No habrá 11 aviones como se ha dicho hasta ahora, sino 17, y posiblemente un par de variantes. Pero la lista de aviones permanecerá secreta. Obviamente en esos 17 aviones no faltarán los Hurricanes, Spitfires, Bf-109, Bf-110, He-111, Ju-87, posiblemente Ju-88, Vickers Wellington, entre otros.

Storm of War: Battle of Britain Ju-87 Stuka
Los pilotos ingleses podrán aprender a hacer puntería con los lentos y poco maniobrables Ju-87 Stuka

 En cuanto a poder controlar artillería antiaérea, se diseñará de momento una pieza de este tipo para cada bando, que podrá ser manejada por personal humano. De momento serán piezas AAA fijas, pero el motor del simulador permitirá nuevas piezas movibles. Así que podremos tener artilleros humanos defendiendo nuestras bases aéreas.No se habla de manual en papel, y se insiste por parte de Oleg que la cantidad de material será enorme. Al menos, ese material estará disponible en formato pdf de forma gratuita. Una forma de motivar al personal a comprar el simulador. También explica que el manual en papel se queda retrasado conforme se van añadiendo mejoras, y eso es cierto. Pero también lo es que un manual sobre vuelo y técnicas de combate y uso de los aviones debería ser perdurable en el tiempo.También habrá figuras humanas en el simulador, pero no se puede indicar exactamente de qué modo. Es de esperar soldados en tierra y pilotos, que estarán más detallados. El nivel de detalle en los objetos terrestres va a ser muy sofisticado.Se podrá hacer taxi desde el hangar, parece una tontería pero da mucho más realismo a las operaciones en tierra. Habrá también señaleros (conos) de viento para conocer el sentido y fuerza del viento. También el programa incorporará un sistema interno de comunicaciones online, pero lo normal es usar Teamspeak. Muy importante, y aunque ya se sabía no está de más saberlo: el TrackIR estará completamente soportado en sus seis ejes. Otro aspecto que da una gran inmersión al vuelo.En cuanto a los niveles de detalle de los aviones, simplemente se puede decir que estarán modelados hasta el último tornillo. Toda una obra de arte sin duda, tal como puede verse en el Bf-109 que se muestra en el artículo.Otro aspecto importante a destacar será que el simulador incorporará una campaña dinámica, donde las cosas podrán suceder de distinta forma de como ocurrieron en la realidad, pero en todo caso se tratará de que la campaña no se desvíe demasiado de los hechos acaecidos. ¿Significará esto que será imposible ganar la Batalla de Inglaterra con la Luftwaffe? Ya veremos. Las campañas estáticas quedarán para terceras empresas.En cuanto a la fecha de salida, tema siempre delicado, se ha hablado de que apareciera para el 70 aniversario de la Batalla de Inglaterra. Eso significa el 15 de septiembre de 2010, que es la fecha que suele celebrarse dicho evento. Oleg indica que puede salir antes, pero no promete nada. El simulador está completo en un 80%. Teniendo en cuenta que queda aproximadamente un año largo para que salga, ese 20% indica que el simulador tiene un tamaño enorme en cuanto a características y complejidad. También se indica que Storm of War no es un simulador sino una plataforma para crear distintos simuladores, de ahí que la creación de la base sea tan larga y compleja. Luego podrán salir distintos simuladores basados en el motor. Es la misma técnica que Eagle Dynamics está aplicando con DCS, cuyo Ka-50 es el primer elemento. Es decir, el desarrollo es largo pero luego podremos ver productos como Korea y otros en plazos cortos de aproximadamente un año de desarrollo. También recuerda un poco a Flight Simulator, como base de aviones luego muy sofisticados.Sistema de protección.A Oleg no le gustan los sistemas de protección, pero ese es un tema que compete a la distribuidora. Para Oleg hablar de este tema requeriría una entrevista sola. El sistema de protección será único para todo el mundo. Recordemos que DCS: Black Shark lleva distintos sistemas de copia en Rusia y en el resto del mundo. Es el mismo software pero en distintas versiones y formas de uso. Oleg piensa que lo mejor para contrarrestar la piratería son jugadores honestos, entendiendo que no vivimos en un mundo perfecto. Podríamos añadir que la piratería ha matado a muchos estudios, y en general los usuarios de simuladores saben que un simulador, que suele costar unos 40-50 euros, merece la pena, porque va a durarle varios años.En cuanto al sistema elegido, Oleg piensa que será el de activaciones, que ya hemos visto con juegos de steam y con DCS: Black Shark (en la versión de fuera de Rusia).En cuanto a volar conectado a Internet, Oleg no está de acuerdo, teniendo en cuenta que hay mucha gente que vuela solamente offline o la mayor parte del tiempo, y que hay gente que no tiene conexión en muchas partes del mundo. Esto claramente refiere al simulador Rise of Flight, que obliga a estar conectado a Internet para poder volar, algo que sinceramente parece exagerado, ya que hay que estar conectado incluso volando misiones offline.Oleg tampoco cree que sacar un simulador con una base sencilla y luego sacar aviones y otros elementos de pago sea la solución (posiblemente nueva referencia a Rise of Flight, incluso a DCS: Black Shark). El sacar nuevos elementos merece la pena cuando la base es extensa, unos 15 aviones de salida (precisamente lo que está preparando con Storm of War). Pero tiene dudas sobre este modelo, que puede funcionar en otros géneros pero no tanto con simuladores (esto ocurre ya de forma extensiva sobre todo en el mundo de las consolas).Otras cuestiones.Ilya sigue de cerca IL2: Birds of Prey, que como muchos sabréis es una versión de IL-2 orientada a las consolas XBOX 360 y PS3. Sin duda se pretende guardar el estilo de IL2, pero naturalmente adaptado al mando de una consola.Por último, Storm of War: Korea tenía como objetivo ser puesto a la venta a la vez o de forma muy cercana a Battle of Britain, pero llevar dos proyectos a la vez era demasiado. En nuestra opinión Korea será un producto que veremos pero más adelante. Sin duda es un escenario tremendamente seductor, y volar en los MiG-15 y los F-86 todo un placer.


Recuerda que si lo deseas puedes leer nuestro anterior resumen de datos sobre Storm of War: Battle of Britain en este enlace.

Sign in to follow this  


User Feedback

Recommended Comments

There are no comments to display.



Guest
Add a comment...

×   Pasted as rich text.   Paste as plain text instead

  Only 75 emoji are allowed.

×   Your link has been automatically embedded.   Display as a link instead

×   Your previous content has been restored.   Clear editor

×   You cannot paste images directly. Upload or insert images from URL.